divendres, 27 de setembre de 2013

El papel de los transgénicos

El tema está mucho más relacionado de lo que podría parecer con la crisis energética, ya que con menos energía la producción de alimentos descenderá. ¿Pueden ser los transgénicos la solución? ¿Qué inconvenientes tienen? Pero comencemos por algo más básico, para los menos informados: ¿qué es y cómo se hace un organismo transgénico? 

Sigue leyendo en: http://crashoil.blogspot.com.es/2013/09/el-papel-de-los-transgenicos.html

dijous, 26 de setembre de 2013

La perversa historia de las cosas

Millones de personas trabajan en todo el planeta en condiciones análogas a la esclavitud para engrasar la máquina del consumo y el incesante proceso de acumulación de capital que requiere el sistema. En las últimas décadas, la sociedad civil comienza a pedir responsabilidades a las empresas y a entender el consumo como un acto político.

Sáhara

Os perigos de internet

Os perigos de internet, unha historieta que pretende achegar por medio das vivencias dunha familia con fillos adolescentes as ameazas reais que se poden atopar os menores de idade no uso das tecnoloxías e de que xeito os seus comportamentos poden chegar alterar a convivencia normal nos seus fogares. El cómic 'Os perigos de intenet'.

dissabte, 14 de setembre de 2013

Utopía

Ecolab: ¿Cuánto consume de verdad un smartphone?

Que el pequeño smartphone que cabe en nuestro bolsillo consume más energía que la enorme nevera de la cocina. No hay que creerse todas las informaciones que circulan por la Red; aunque sea cierto que el ‘boom’ de estos dispositivos inalámbricos conectados a Internet reclame de forma global cada vez más kilovatios. ¿Cuánto consume de verdad un móvil?
http://blogs.elpais.com/eco-lab/2013/09/cuanto-consume-de-verdad-un-smartphone.html


dimarts, 10 de setembre de 2013

Un futuro de cuidado

"No me eduques, adoctríname"


Esta entrada, surge de que hoy, he obtenido el bachiller. Pese a que en mi caso se han cometido muchas injusticias, finalmente pude presentarme a la segunda Selectividad (sin tener la nota previa necesaria) y mañana sabré si entro a la Universidad. Cuando en un primer momento me dijeron que iba a repetir, sinceramente, me sentí un Don Nadie. Pero como siempre, no he venido a hablar de eso. Lo que quiero decir, es que se nos ha inculcado tal sobre-valoración del sistema educativo, pero no de la cultura y la ciencia en sí, que nos hemos vuelto máquinas: elementos neutros de almacenamiento con el único fin de ser fácilmente maleables. Necesitamos un cartel en la frente: "No me eduques, adoctríname."
Según las estadísticas generales del año pasado, sólo 5 de cada 10 alumnos terminaron el bachillerato, y 3 no terminaron la ESO. ¿A qué jugamos cuándo sólo el 50% de nuestros estudiantes optan a un grado superior? Es imposible suponer, ni si quiera concebir, que el fallo sea completamente del alumnado. Está claro, que hay casos y casos, pero muy pocos optarán por dejar sus estudios por voluntad propia. Examinemos el problema de abajo para arriba. De primeras, vayamos a las casas: ¿realmente están las familias volcadas con sus pequeños? No es inusual, que en ciertos hogares se fomente más darle patadas a un balón o saber vestir bien que coger un buen libro. Pero, ¿y en las aulas? No culpo a los profesores, pero está claro que la decadencia en Educación está empezando a hacer mella. No es difícil ver a profesores desmotivados, que a estas alturas, sólo desean que las clases pasen rápido para poder llegar a casa. Y algunos, han dado tanto por su trabajo, que cuando llegan a casa no les espera nada ni nadie. Esta exasperación puede desembocar en el ansia del maestro por humillar o sentirse superior al alumno, conllevando grandes problemas para ambas partes. Y si continuamos subiendo por esta pirámide del fracaso, nos encontraremos con directores, coordinadores, inspectores... Todos sujetos a las mismas normas, impuestas por nuestro querido y cancerígeno gobierno (Que menudo show tenemos montado las personas que vivimos en la CV).
Y ahí es dónde quería llegar: a los políticos. A día de hoy, a quién piense que a los de arriba les interesa un pueblo culto, lamento decirle que es un pobre iluso. La cultura son las piernas del pueblo, y el poder ya se está encargando de dejarnos tullidos. Y lo increíble es que comienza a surtir efecto, ya que si a ciertas personas les preguntas: "¿Por qué votas al partido que te perjudica?", te dirán tranquilamente: "Es necesario, y no está la cosa tan mal". Diariamente me pregunto qué clase de mente enfermiza puede considerar que la cosa "no está tan mal" cuando la mayoría de los jóvenes españoles no pueden costearse una carrera universitaria, y muy posiblemente, aquellos que defienden el sistema, tampoco. Sin embargo, ciertos profesores y maestros se esfuerzan por romper esta cadena de adoctrinación, de fabricación y ensamblaje, con clases interactivas, nuevos métodos de enseñanza y sobre todo ganas. Gracias a esos profesores, todavía queda esperanza, pues son un ejemplo de lucha contra estos tiempos de cambios.
Rompamos las cadenas, demostremos que somos algo más que masas de carne y huesos obedientes y sumisas.
"Dice un refrán que las
gallinas unidas, pueden
derrotar al zorro. Ahora sólo
falta encontrar al zorro.
17/07/2013, 18:39. Supongo,
que sigo en el planeta equivocado."

Toni. 2ºBachillerato, IES La Mola. Entrada en su blog:  http://planetaequivocado.blogspot.com.es/2013/07/no-me-eduques-adoctriname.html

Creant col·lectivament, educ-acció



“Una escuela con docentes con vocación, capacidad de improvisación y margen de reacción, actualmente no hay margen para el error. La escuela debería ser más abierta a nivel académico porque si fallas no tienes oportunidades. Que se valore más la capacidad personal de cada uno y la intención de hacer cosas aparte de la parte académica, ya que la escuela debe sacar lo mejor de cada uno.”  Estudiante de Medicina.

 “Queremos una escuela pública y democrática. Queremos una escuela donde se nos escuche, que nos ayude a madurar como personas, y que lo que estudias no sea sólo aprender de libro, fechas y nombres, sino cosas que después te sirvan para la vida real. Queremos una escuela donde evalúen nuestro trabajo diario, nuestro esfuerzo, y no sólo la nota de los exámenes, una escuela flexible y con igualdad de oportunidades. Queremos una escuela donde se asuman compromisos. Queremos una escuela participativa, en la que también estén los padres, donde nos preocupemos unos por otros, donde nos cuidemos.” Estudiantes de secundaria de bachillerato.

dijous, 5 de setembre de 2013

El caracol

China Blue

Rodado clandestinamente y bajo duras condiciones en China, este documental muestra desde un acceso privilegiado lo que tanto China como las grandes marcas internacionales quieren ocultar: como se produce la ropa que compramos. China Blue nos adentra en una fábrica de jeans, donde dos jóvenes, Jasmine y Orchid, intentan sobrevivir a las difíciles condiciones laborales. Sus vidas se cruzan con otras compañeras y con la del director de la fábrica donde trabajan, el señor Lam. Desde varios niveles de la jerarquía de la empresa, el documental muestra, humanamente, los problemas complejos de un mundo globalizado.